lunes, 29 de mayo de 2017

LUNES 29 DE MAYO DE 2017 - EVANGELIO DEL DÍA

La imagen puede contener: 1 persona, primer plano
Lo que dice
Jn 16, 29-33 - El Padre está conmigo


Los discípulos le dijeron a Jesús: "Por fin hablas claro y sin parábolas. Ahora conocemos que tú lo sabes todo y no hace falta hacerte preguntas. Por eso creemos que tú has salido de Dios". Jesús les respondió: "¿Ahora creen? Se acerca la hora, y ya ha llegado, en que ustedes se dispersarán cada uno por su lado, y me dejarán solo. Pero no, no estoy solo, porque el Padre está conmigo. Les digo esto para que encuentren la paz en mí. En el mundo tendrán que sufrir; pero tengan valor: yo he vencido al mundo".

Lo que me dice


No faltarán tribulaciones, dificultades, temores, fragilidades, pero tengamos confianza en el Señor que las ha vencido, superado. Al parecer los apóstoles terminan entendiendo el mensaje de Jesús, pero él los previene de la lucha que habrán de enfrentar. También les anuncia a los apóstoles que lo abandonaran y se dispersarán, como de hecho se cumple en el Huerto de los Olivos. Acordar con Jesús y su mensaje trae duras consecuencias. Debo aceptar las divisiones, separaciones, disensiones, pero con la ayuda del Señor que las ha vencido, las vencemos también. El tema es no dejar el correcto camino que es Jesús: vida verdadera… Sólo tendremos paz si confiamos en el Señor que ha vencido al mundo.

Don Bosco era tan consciente de que apostar a Jesús y su enseñanza era difícil, comprometedor que solía decir: “Recen por mí para que no me vuelva musulmán”. Aunque parezca un despropósito la frase pinta a las claras la fragilidad de nuestra condición humana sobre todo cuando es débil la fe. No me queda otra cosa que pedir diariamente a Dios la fidelidad precisamente a la fe y la perseverancia en la vida cristiana, que cada día se vuelve un desafío mayor.

Lo que le digo
Gracias Señor, por lo que me ofreces cada día. Por cada momento, que sé que Vos estás conmigo todo el tiempo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario