viernes, 10 de febrero de 2017

PAPA FRANCISCO: EL ANTISEMITISMO ES CONTRARIO A TODO PRINCIPIO CRISTIANO

Posted: 09 Feb 2017 03:07 PM PST
“Promover la cultura y fomentar la libertad de culto, protegiendo también a los creyentes y a las religiones de cada manifestación de violencia e instrumentalización: son los mejores antídotos contra el odio”

Una vez más, el Papa Francisco condenó el antisemitismo y los crímenes contra el pueblo judío. Lo hizo durante la audiencia en el Vaticano que concedió a una delegación de la Liga Antidifamación, organización fundada en el año 1913 para luchar contra la difamación al pueblo judío.

El Santo Padre señaló que deplora el antisemitismo “en todas sus formas, como contrario a todo principio cristiano y a toda visión digna del hombre”.

El Pontífice, que aseguró que “Dios se alegra al ver la amistad sincera y los sentimientos fraternales que hoy muestran judíos y católicos”, lamentó que, “la actitud antisemita, está todavía hoy muy extendida”.

Al mismo tiempo, valoró los pasos que se han dado para erradicar este mal: “hoy, más que en el pasado, la lucha contra el antisemitismo cuenta con instrumentos eficaces, como la información y la formación”.

Francisco recordó su visita, durante la Jornada Mundial de la Juventud de Cracovia en 2016, al campo de concentración de Auschwitz: “Si la cultura del encuentro y de la reconciliación genera vida y produce esperanza, la no-cultura del odio siembra muerte y cosecha desesperación. El año pasado acudí al campo de exterminio de Auschwitz-Birkenau. No hay palabras ni pensamientos adecuados ante semejantes horrores de la crueldad y del pecado. Hay oración para que Dios tenga piedad, para que semejantes tragedias no se repitan. Por eso continuamos ayudándonos los unos a los otros”.

En su reflexión sobre el significado de los crímenes contra los judíos pidió “un futuro de auténtico respeto por la vida y por la dignidad de cada pueblo y de cada ser humano”.

En este sentido, realizó una defensa de la no violencia: “ante el exceso de violencia tan extendida en el mundo, estamos llamados a ofrecer una mayor ‘no violencia’, que no significa pasividad, sino promoción activa del bien. De hecho, si es necesario extirpar las malas hierbas, es aún más urgente cultivar la justicia, crecer en la concordia y sostener la integración sin desfallecer. Solo así se podrán recoger los frutos de la paz”.

Por último, animó a “promover la cultura y fomentar la libertad de culto, protegiendo también a los creyentes y a las religiones de cada manifestación de violencia e instrumentalización: son los mejores antídotos contra el odio”.

En su discurso, el Pontífice recordó que ya San Juan Pablo II y Benedicto XVI habían recibido a delegaciones de esta organización, la cual mantiene relaciones con la Santa Sede desde el Concilio Vaticano II.

“Estoy contento de que estos contactos se hayan ido intensificando: como bien habéis subrayado, nuestro encuentro es un testimonio del compromiso común, de la fuerza benéfica de la reconciliación, que cura y transforma las relaciones”.

El Papa agradeció a los presentes su trabajo y su lucha “contra la difamación, y por vuestro compromiso para educar, para promover el respeto entre todos y para proteger a los más débiles”.

Animó también a “custodiar el sagrado tesoro de cada vida humana, desde la concepción hasta el final de la vida, protegiendo la dignidad y el camino mejor para prevenir toda forma de violencia”.

Por Miguel Pérez Pichel


Fuente: ACI Prensa

No hay comentarios:

Publicar un comentario